10 años de gym

septiembre 26, 2011

Se que me estoy saliendo un poco de la temática, aunque pensándolo bien, quizás no sea tan así.

El hecho es que la semana pasada cumplí 10 años de ir ininterrumpidamente al gimnasio, logro que, aunque por fuera parezca algo banal, a mí me llena de satisfacción.

En un comienzo uno se ve motivado para ir al gimnasio por cuestiones estéticas, vernos lindos y saludables es lo que nos incentiva. Con el tiempo, por lo menos en mi caso, la asiduidad en la concurrencia se convirtió en un ESTILO DE VIDA y en un compromiso conmigo mismo, y también en una PASIÓN.  No voy obligado ni mucho menos, me encanta ir y voy renovando esa motivación día tras día con mucho entusiasmo.

Algunos pensarán que estoy loco, pero esto es lo que siento y si bien no es todo color de rosas (algunas lesiones he sufrido), agradezco realmente haber podido ser tan constante.

Me ayuda, me saca el stress, me entretiene, me despeja y me desafía (en el buen sentido de la palabra). ¡Gracias gym por estos 10 años!.

Foto: En el gym hace aproximadamente 2 meses.